Imagen de la sede del Ministerio de la Seguridad Social en España

Cómo se puede pedir la baja laboral por dolores de regla y en qué casos te la dan

En el caso de sufrir reglas dolorosas, será posible obtener una baja laboral temporal

La menstruación, conocida también como regla o período, puede ser más incómoda y dolorosa de lo que creemos. Aunque lo normal sería que fuese regular y no presentase un dolor severo, existen algunos casos en los que esto no es así. Por ello, muchas mujeres no pueden ejercer sus labores de forma adecuada en sus puestos de trabajo.

De forma general, podríamos decir que la menstruación cumple una finalidad en la mujer, y es la de preparar su cuerpo cada mes para un posible embarazo. Muchas veces, cuando dicho embarazo no ocurre, el cuerpo entiende que debe 'eliminar' lo que hubiese sido la futura casa del bebé. Es en ese momento cuando se produce el sangrado.

¿Es la menstruación igual para todas las mujeres?

Este sangrado no es más que el resultado de la descamación del endometrio. El útero se desprende de su recubrimiento y es entonces cuando se inicia la menstruación, conformando así las secreciones vaginales.

Cuando esto ocurre, pasados unos días, el endometrio vuelve a engrosarse e inicia nuevamente los cambios necesarios para preparar, en el siguiente ciclo, otro posible embarazo. Sin embargo, algunas mujeres viven su ciclo menstrual de forma muy distinta a la de otras.

Mujer marcando en un calendario su ciclo menstrual
La menstruación es distinta en cada mujer: algunas tienen ciclos regulares y otras más irregulares | Getty Images

Las reglas dolorosas, más comunes de lo que creemos

No todas las mujeres presentan el mismo patrón en lo que concierne a la menstruación: algunas tienen ciclos más largos y otras más cortos. Algunas son regulares y otros más irregulares. Independientemente de esto, es completamente normal presentar cierto dolor durante la menstruación.

Sin embargo, cuando ese dolor empieza a aumentar, es constante y no cesa, quizás ya no lo sea. Desafortunadamente, muchas mujeres se encuentran mensualmente en esta situación.

Es por ello que la nueva ley del aborto, que actualiza la del 2010, hace especial mención a este aspecto. La ministra de Igualdad, Irene Montero, considera necesario reconocer "los derechos menstruales y lucha contra el silencio histórico de la menstruación".

▶️ VÍDEO: El consejo de la semana

Dado la menstruación puede llegar a ser incapacitante en muchos casos, esta nueva reforma la incluye como una situación de incapacidad. Eso sí, debe estar previamente diagnosticada.

Estos son los casos en los que procedería la baja laboral

Tal y como se describe en la redacción del nuevo texto normativo, la salud menstrual se entiende como "el estado integral del bienestar físico, mental y social". Además, se añade que no se trata meramente de "la ausencia de enfermedad o dolencia, en relación con el ciclo menstrual".

Por lo tanto, de la misma forma que se consideraría un aborto (voluntario o no), una menstruación dolorosa se clasificaría como una situación especial de incapacidad temporal por contingencias comunes.

Una menstruación incapacitante, en este caso, podría derivar de una dismenorrea, algo que podría estar generado por una patología que ya haya sido diagnosticada. De esta forma, el profesional de la salud podrá darle la baja laboral a una mujer. 

No obstante, en este caso existen ciertas diferencias respecto al resto de bajas por enfermedad o accidente no laboral. Por ejemplo, a cualquier mujer que obtenga dicha baja no se le exigirá un periodo mínimo de cotización para cobrar la prestación por ella.

Asimismo, dicha prestación correrá a cargo de la Seguridad Social, con la diferencia de que el importe se abonará desde el primer día de la baja. Sin embargo, la cantidad a cobrar todavía está por definir.

Mujer tocándose con dolor los ovarios
La Seguridad Social se encargará de la prestación | Getty Images

¿Cómo se solicita?

Lo más habitual en estos casos es que la mujer que tenga menstruaciones incapacitantes ya cuente con un historial médico previo y recurrente, por los mismos motivos. Pero sea o no ese caso, será el médico de cabecera la persona encargada de valorar la situación, y de determinar si se trata de una menstruación incapacitante o no que de paso a una baja.

En el que caso de que así sea, será también el mismo médico quien valore el número de días de baja. En lo que respecta al permiso por menstruación incapacitante, este tendrá validez anual y se tendrá que renovar cada año.