Varios carros de Mercadona con el logo y el nombre de la empresa

Causan furor las croquetas de Mercadona que parecen de la abuela y se fríen muy rápido

Si te encantan las croquetas, no te puedes perder esta nueva propuesta de Mercadona

A todos nos encantan las croquetas; de hecho, en realidad son muy pocas las personas a las que no les gusten. Y si también compras en Mercadona, debes saber que, a partir de ahora, podrás encontrar una opción lista para freír deliciosa.

Aunque son fáciles de hacer, también es cierto que podemos encontrarnos con toda una amplia variedad de croquetas, para todos los gustos y de todos los sabores, listas para comer en casa. Y no solo se venden en restaurantes y asaderos listas para comer, sino también listas para freír. Como esta opción que desde hace muy poco puedes encontrar en Mercadona.

¿En qué consisten las croquetas que están causando furor en Mercadona?

Sabemos que, cada cierto tiempo, Mercadona tiende a lanzar al mercado distintas elaboraciones que sorprenden a sus clientes, listas para consumir en casa. Ocurrió hace poco, por ejemplo, con el tradicional plato exótico que ahora podemos disfrutar en casa, como el poke bowl de salmón y frutas. Sin embargo, ahora debemos hablarte de sus croquetas.

NOVEDAD WHATSAPP: ¡Recibe GRATIS las novedades de Mercadona! Pincha aquí para entrar en nuestra comunidad de WhatsApp 

Consiste en sus croquetas de pollo, que cuentan con un sabor inigualable y que se encuentran completamente listas para freír en casa, ya sea en la freidora o en una sartén con mucho aceite. Vienen en una bolsa de 500 gramos, y las podrás encontrar fácilmente en la sección de congelados. Por si fuera poco, imitan a la perfección las croquetas de cualquier abuela. Por lo tanto, ¿qué más se podría pedir?

Montaje croquetas de pollo de Mercadona
Estas croquetas de Mercadona destacan por su delicioso sabor | España Diario TIPS

Así puedes hacer tus croquetas de pollo cremosas en casa

Para elaborarlas necesitas pollo, harina, leche (que aporta suavidad al relleno), panko (es ideal para sustituir por el clásico pan rallado), chalota y hierbas. Una vez tengas los ingredientes listos, calienta el aceite de oliva o la mantequilla en una sartén. Agrega los chalotes picados, el ajo, el tomillo, la pimienta y saltee hasta que las verduras estén tiernas, unos 5 minutos.

Después, retira la ramita de tomillo y agrega la harina. A continuación, revuelve con una cuchara de madera durante 1 minuto. Vierte la leche y revuelva hasta que espese unos 2 minutos. Vierte en un bol y refrigerar durante 30 minutos.

✅ ESTA ES LA RECETA DE ALBERTO CHICOTE PARA PREPARAR CROQUETAS ➡️

Transfiere mezcla enfriada a una licuadora o procesador de alimentos. Añade los trozos de pollo y la sal y mezclar. Agrega el perejil al final y mezcla por última vez. Cepilla una bandeja para hornear o papel pergamino con aceite. Con las manos ligeramente engrasadas, forma bolas y colócalas en el plato sobre la marcha. Después, déjalas reposar en la nevera durante 10 minutos.

Extiende el pan rallado en un bol y el huevo batido en otro. Sumerge cada croqueta de pollo en huevo y luego rebozar en pan rallado. Coloca poco a poco en el plato. Mete en la nevera mientras se calienta el aceite de freír y freír cada croqueta hasta que estén doradas. Por último, es necesario escurrirlas y colocarlas sobre papel absorbente.

Croquetas en un plato de cerámica negro
Con esta receta, tus croquetas quedarán muy sabrosas | Getty Images

El origen de las croquetas

La croqueta, tal y como la conocemos, se originó en Francia. Concretamente, en 1898, el Sr. Escoffier, el fundador de la cocina clásica francesa, junto con la ayuda del Sr. Philias Gilbert, comenzaron a escribir la receta.

Si tuviéramos que definirla, básicamente podríamos decir que se trata de una masa pequeña, a menudo redondeada, que generalmente consiste en carne picada, pescado o una verdura cubierta con huevo y pan rallado y frita.

Pero, ¿de dónde vienen las croquetas tal y como las conocemos en nuestro país? En realidad, las que elaboramos en nuestro país se originaron en Francia, donde tienen un centro de puré de patata.

Sin embargo, cuando las croquetas viajaron a España, se convirtieron en una masa un poco diferente. En lugar de patatas, las croquetas españolas se rellenan con una cremosa salsa bechamel.