Conductor cansado apoyado en el salpicadero del coche

Ni una gota de alcohol: la nueva tasa que quiere poner la DGT

La DGT quiere imponer una nueva medida en la que no se podrá consumir nada de alcohol para ponerse al volante

Ni una cerveza ni un chupito. A partir de ahora, un grupo de conductores no podrá ingerir ni una sola gota de alcohol si es que tiene pensado coger el coche. La DGT está en constante alerta por la seguridad de las carreteras españolas. Es por eso que las medidas se ponen cada vez más duras.

El alcohol tiene la culpa

Según la información facilitada, aproximadamente la mitad de los accidentes de tráfico en España son provocados por el consumo de alcohol o drogas. De esta manera, las restricciones serán cada vez más estrictas para evitarlos.

La nueva multa, que está a la espera de aprobación, prohíbe conducir si no das 0,0 en el correspondiente test de alcoholemia. Los motivos son claros. Conducir bajo los efectos del alcohol aumenta el riesgo de sufrir un accidente. Se disminuyen los reflejos en el tiempo de reacción y se altera en gran medida la coordinación y la visión del sujeto.

Control de carretera de la guardia civil durante el toque de queda
Aproximadamente la mitad de los accidentes de tráfico son culpa del consumo de alcohol y drogas | GTRES

Los menores, ni una gota

Por muy raro que parezca, ni los conductores profesionales, ni los noveles, ni los transportadores de mercancías serán los destinatarios de esta nueva norma. La DGT ha querido llamar la atención de los menores de edad, que no podrán consumir ni una sola gota de alcohol. Conducirán su patinete, bicicleta, ciclomotor o moto de menos de 125 centímetros cúbicos totalmente sobrios.

Hay que evitar siempre esa copa de más

Actualmente, la tasa máxima de alcohol permitida para conductores es de 0,25 miligramos por litro en aire respirado o 0,5 gramos por litro en sangre. Los conductores noveles y los profesionales tienen un límite más bajo, de 0,15 mg/l en aire y 0,3 gr/l en sangre.

Conducir con estas cantidades no es considerado un delito, pero ha quedado más que claro que pueden influir a la hora de ponerse al volante. Los riesgos de sufrir un accidente pueden llegar a multiplicarse por tres cuando se consume alguna bebida alcohólica.

El borrador de la nueva Ley de Tráfico, Circulación de Vehículos y Seguridad Vial modifica el artículo 14 ya existente. De este modo, los menores no podrán "circular por las vías con una tasa de alcohol en sangre superior a 0 gramos por litro".

▶️ VÍDEO: El consejo de la semana

Lo hacemos por vosotros

El gran impacto de los patinetes y las bicicletas eléctricas ha sido el detonante de estas nuevas medidas diseñadas por la DGT. Son muchos los menores de 18 años que utilizan estos vehículos para movilizarse, y es por eso que hay que velar por su salud.

Sin embargo, las sanciones no les costarán pérdida de puntos, ya que los menores de edad no disponen aún del carnet de conducir. El "castigo" económico aún esta por determinarse, ya que no se ha estipulado la cuantía de las multas.

Hoy en día, si superas la tasa de alcohol máxima permitida, debes abonar 500 euros y te quitan 4 puntos del carnet. Si se dobla la cantidad, la multa asciende a 1.000 euros y eso conlleva la pérdida de 6 puntos. En caso de ser reincidente, la sanción llegará al millar y oscilará entre 4 y 6 puntos del carnet de conducir.

Los cambios introducidos en la Ley de Tráfico se enmarcan en la planificación establecida por la Comisión Europea. El objetivo principal es reducir en un 50% el número de personas fallecidas para el año 2030 y una cifra próxima a cero en 2050.