Aceite de oliva en un vaso y dos aceiteras junto a un plato lleno de aceitunas y una cuchara

El aceite de oliva combate una enfermedad muy común y nadie se había dado cuenta

Este producto tan popular en España podría mejorar la vida de un gran número de consumidores

El aceite de oliva extra virgen (AOVE) es uno de los productos más importantes de la dietamediterránea. Un gran número de recetas cuentan con el aceite como ingrediente indispensable. Además, su popularidad no se resume únicamente en su sabor. Varios especialistas confirmar que este ingrediente podría ser el causante de la esperanza de vida tan alta en España.

En nuestro país la producción de aceite es un fundamental pilar económico, ya que somos líderes en producción y comercio de este producto. Tanto aquí como en el resto de países, se consume con bastante regularidad, sobre todo en las regiones más próximas al mar Mediterráneo.

La enfermedad común que combate el aceite de oliva

Gracias las investigaciones llevadas a cabo por un grupo de científicos de la Universidad de Temple, en Filadelfia, ha salido a la luz un beneficio desconocido del aceite. Han destapado que el aceite es eficiente para conservar la memoria y además, es útil para prevenir al cerebro de enfermedades como el Alzheimer. Es necesario recordar que el Alzheimer es una de las 10 causas que mayor número de muertes provoca al año.

Es una enfermedad  que se suele desarrollar durante la vejez y entre sus síntomas, se encuentra la pérdida de memoria y los cambios en el comportamiento. Es por ello que este hallazgo es tan importante, porque podría ayudar a prevenir esta enfermedad y a fortalecer las capacidades de nuestro cerebro. El aceite ejerce como protector de las uniones entre las neuronas, es decir, de la sinapsis.

Recipiente con aceite de oliva sobre un paño acompañado con olivas
El aceite de oliva cada vez cobra más importancia en las investigaciones médicas | Getty Images

Gracias a esta investigación, se abren nuevas líneas científicas para seguir explorando los interrogantes de la neurología. Felice Tirone, el especialista a cargo de la investigación, ha afirmado lo siguiente: «La administración oral de hidroxitirosol (un componente químico del aceite) mantiene vivas las nuevas neuronas producidas durante este período, tanto en adultos como en ancianos, estimulando también la proliferación de células madre de las que se producen neuronas».

El descubrimiento ha sido posible gracia a un estudio llevado a cabo con ratones. Se alimentó a los ratones durante medio año con aceite y aquellos que lo habían consumido contaban con una actividad de sinapsis  basal superior a los ratones que no habían probado el aceite. Además, su plasticidad cerebral mejoró considerablemente y entorpece la acumulación de una toxina perjudicial para el cerebro (toxina tau).

En él se ha descubierto que el consumo de aceite puede lograr disminuir el deterioro  mental, protagonista de algunas enfermedades como la demencia frontotemporal, también conocida como taupatía.

Un anciano intenta construir un puzzle
En el mundo más de 55 millones de personas padecen demencia | Getty Images

Otros beneficios del aceite más consumido en España

Lo mejor del aceite es que sus beneficios no se limitan solo a la prevención de enfermedades neurológicas. Aunque exista un mito que expande la idea de que es perjudicial para nuestra salud, es totalmente falso. Las personas que creen esto consideran que aporta grasas nocivas para nuestra salud, pero desconocen que son grasas saludables (monoinsaturadas e insaturadas). 

Si tienes problemas relacionados con el colesterol o la diabetes, deberías consumirlo con regularidad. Se ha demostrado que puede ayudar a eliminar el colesterol alto y que puede reducir algunos casos de diabetes, en concreto, la de tipo II. Esto se debe a que sus grasas saludables son óptimas para la regulación del azúcar y la insulina. Numerosos estudios avalan lo provechoso que es para nuestra salud.

Diabetes
El aceite puede ayudar a regular la diabetes | Getty Images

Al mismo tiempo, posee propiedades antibacterianas  que dificultan la expansión de dichas bacterias en nuestro organismo. Su actividad antibacteriana se concentra en la bacteria conocida como Staphylococcus aureus, culpable de un gran número de infecciones en prótesis hospitalarias.

Su uso no se reduce solo al consumo, ya que es un producto ideal para reducir el dolor  de las articulaciones y un gran número de músculos. Es bastante común usarlo para masajear partes del cuerpo y se puede encontrar diferentes extractos suyos en la mayoría de supermercados.

En concordancia a lo anterior, también es beneficioso para la piel  porque tiene características nutritivas que aportan suavidad. Además, a partir del aceite se producen numerosos productos estéticos como champús o cremas. Pese a ello, antes de utilizarlo con fines estéticos es necesario conocer si dermatológicamente es favorable para tu piel.

Recipiente con aceite de oliva acompañado por ramas y otros utensilios
Si te fijas en los ingredientes de tus cosméticos, un gran número de ellos contiene aceite | Getty Images

Como cualquier otro alimento, es saludable si su consumo no es excesivo. Si te preocupa tu salud, lo ideal es consumir las cantidades que recomiendan especialistas, que normalmente ronda entre los 37  gramos diarios.