Un vaso y una botella de leche sobre una mesa de madera con fondo verde

Los 10 secretos oscuros de la leche de vaca que te harán dejar de tomarla hoy mismo

Aunque la leche es un producto muy consumido, hay unos aspectos negativos que no te van a gustar nada

La leche  es ese productoestrella  que mucha gente consume. Ya sea por si sola, con el café, con cereales o incluyéndola en muchas recetas. A lo largo de los años, siempre ha estado envuelta en diferentes controversias.

Sigue habiendo un gran debate  abierto sobre si es buena  o es mala  para el organismo. Aunque tiene aspectos positivos, a continuación enumeramos la parte más oscura  de la leche  de vaca, que deberías tener en cuenta si sueles consumirla.

Los grandes secretos de la leche de vaca

A pesar de ser uno de los productos más consumidos hoy en día, son muchos los que desconocen la realidad que se esconde detrás de la leche:

1. El mito del calcio

Las grandes empresas de lácteos crearon un mito  con el calcio  en sus campañas de publicidad. Es cierto que nuestro cuerpo necesita calcio, y también es cierto que la leche lo contiene. Aun así, no se dice que el hecho de consumir leche  nos proveerá  de calcio.

Mujer bebe leche de un vaso
La leche está rodeada de muchos mitos | Getty Images
 

El calcio que tiene la leche se combina con otros minerales, formando una molécula  que es demasiado grande  como para que nuestro cuerpo  la absorba. Es más, en países donde no se consume nada de leche de vaca no se ha detectado ninguna enfermedad asociada a la falta de calcio.

Recientemente, un estudio  afirmó que la leche  y el queso  pueden ser los causantes de la osteoporosis. Esto se debe a que las altas cantidades  de proteínas  en los lácteos provocan  que el calcio se separe  de los huesos.  

2. Enfermedades relacionadas con la leche

El consumir leche  se ha relacionado  estrechamente con enfermedades  como la diabetes, la esclerosis múltiple, del corazón  o el síndrome del intestino irritable. También está demostrado que puede producir cáncer  de próstata  en hombres.

Dos vasos de leche y lonchas de queso en un campo
Se han relacionado los lácteos con enfermedades graves | Getty Images

Hay que tener especial cuidado con la cantidad  de leche al día, los riesgos  aumentan un 30% si se consumen más de 3 vasos. Además, aumentan los riesgos de contraer cáncer  de ovario  en las mujeres hasta en un 66%

3. Produce colesterol malo

La leche  de vaca  contiene un elevado porcentaje de  grasas saturadas. Como ya hemos contado otras veces, las grasas saturadas provocan  que el colesterol  se acumule en las arterias. Si se ingiere demasiado colesterol, podemos llegar a tener problemas cardiovasculares  muy graves.

Leche vertida en un vaso lleno de café sobre un fondo oscuro
La leche contiene muchas grasas | Getty Images

Aparte de grasas, también contiene mucho azúcar, que debemos alejar de nuestra dieta si queremos tener un peso saludable. Mucha gente, para evitar la gran cantidad de grasas, prefieren comprar la  leche desnatada. Lo que la mayoría no sabe es que, en casi todos los casos, la leche desnatada tiene más azúcares.

4. Contamina mucho

Hace unos años, las Naciones Unidas especificó en un reporte que la lechecontamina  mucho, debido a la excesiva crianza de ganado. El  18% del dióxido  de carbono que va a la atmósfera proviene de las heces  de las vacas, exactamente igual que los coches  o aviones. Por este motivo, se considera que la crianza excesiva es uno de los causantes  del cambio climático.

Seis vacas de cabeza blanca y etiquetas en las orejas en una granja
Las heces de las vacas causan el cambio climático | Getty Images

Como es lógico, ya hace unos años que las Naciones Unidas pide a la población reducir  el consumo  de carne y lácteos de las vacas.

5. No está pensada realmente para los humanos

Es importante destacar que la leche tiene una estructura  especialmente designada para las crías  de las vacas. El sistema digestivo que tienen los terneros  les permite digerir  en perfectas condiciones el pasto  que consumen. Para ser precisos, las vacas cuentan con un estómago  separado en 4 partes, haciendo la digestión varias veces.

Tienen un aparato digestivo totalmente diferente  a los humanos, por lo que las necesidades  también son diferentes. Consumir leche puede perturbar  nuestro aparato digestivo, afectando  la absorción  de los demás nutrientes.

Ternero pastando en el campo
La leche de vaca está hecha para los terneros, no para los humanos | Getty Images

6. Desequilibra las hormonas

Como ya todos sabemos, las vacas dan leche cuando han tenido  un becerro; para mantenerlas produciendo leche más tiempo, se les dan tratamientos hormonales. Estas hormonas pasan a la leche  y después a nuestro organismo. Aún consumiendo leche orgánica, de manera natural contiene más de 60 hormonas propias de las vacas. 

Se ha demostrado que la leche puede llegar a alterar  el sistema hormonal  en las niñas, promoviendo la producción de andrógenos. Este hecho también está relacionado con el acné, especialmente en mujeres.

7. Provoca muchas intolerancias

Dentro de la lista de productos intolerantes  o que causan alérgicas  está la leche. La intolerancia a la lactosa produce en el cuerpo humano una mala digestión. Produce muchas molestias gástricas, inflamación, gases  y diarrea.

También existen casos de gente alergia  a la leche, que puede ocasionar anafilaxia. Es una reacción potencialmente mortal  porque se estrechan las vías aéreas, bloqueando  la respiración.

8. No contiene lo que dicen

Hay una vitamina que esta muy  mal regulada  en la leche, la Vitamina D. Un estudio reciente mostró que en 42  muestras solo el  12% contaban con la cantidad de vitamina que se promete.

En contra, con otras 10 muestras, 7  de ellas duplicaban  la cantidad de vitamina anunciada. Incluso una de ellas contenía 4 veces más. Hay que tener cuidado, debido a que la Vitamina D, en altas dosis, puede ser tóxica.

Un bol transparente lleno de cápsulas amarillas bajo la luz del sol
Es habitual que muchas personas tomen suplementos de vitamina D | Getty Images

9. ¿La caseína es realmente buena para el organismo?

La caseína  es una proteína presente en la lecheno recomendada para todo el mundo. Es muy densa y nuestro organismo no la puede eliminar  fácilmente. En algunas personas con nivel físico normal se puede adherir  en los vasos linfáticos  del intestino, ocasionando graves problemas.

Recientemente, se ha puesto de moda entre los deportistas de alto nivel, que la ingieren en polvo. Hay que remarcar que no  es apta  para todo el mundo y se debe tener cuidado.

Otras opciones más saludables

Botella con leche de almendra junto a almendras enteras
Hay muchos tipos de leches que son más saludables | Getty Images

Hay otras opciones  para esas personas que prefieren dejar de lado la leche de origen animal. Se puede extraer leche de muchos alimentos, obteniendo satisfactoriamente el calcio  y otros nutrientes.

Por ejemplo, la leche de almendras, avellanas, avena, soja, coco, de arroz o de nueces. Se han puesto de moda  en los últimos años y no es para menos. Son leches con muy  buen sabor,  bajas en grasas, ricas en nutrientes  y libres de lactosa. Aunque algunas contienen azúcares añadidos, también tienen versiones sin azúcares que las hacen ideales para el día a día.