Persona lavando en el fregadero un pimiento verde

5 trucos sencillos para ahorrar tiempo en la cocina

Aunque dispongas de poco tiempo, no debes renunciar a comer sano y rico. Estos 'tips' te ayudarán a conseguirlo.

Muchas personas achacan su mala dieta con la falta de tiempo. Nuestro día a día, a nivel general, es muy ajetreado, y nos cuesta sacar un hueco parar preparar platos saludables y deliciosos. Por eso, muchas veces acabamos optando por platos preparados o ultraprocesados, algo que no le aporta nada bueno a nuestro cuerpo. Pues bien, si quieres mantener una dieta equilibrada, pero vas justo de tiempo, estos trucos pueden ayudarte a cocinar fácil y rápido sin renunciar a la comida saludable.

5 claves para cocinar si no tienes tiempo

Deja de utilizar la excusa de la falta de tiempo para no llevar una dieta saludable. A continuación, te presentamos algunos trucos de cocina que podrás llevar a cabo en tu día a día.

1. Menú semanal

Lo más importante de todo es, sin duda, la organización. Es muy complicado comer saludable si no te organizas y tienes poco tiempo. Acabarás por hacer algo rápido, picar cualquier cosa y no alimentarte correctamente.

Lo más recomendable es que aprendas cómo organizar un menú semanal saludable para poder seguir. Este menú semanal no debe ser muy estricto en cuanto a especificaciones, ya que la idea es que vayas al supermercado y compres todo lo necesario para la semana.

Plato de comida vegana: verduras, garbanzos...
Idear un plan semanal de comida te ahorrará muchos quebraderos de cabeza | Getty Images

También debes tener en cuenta que ese margen puede permitirte cambiar, por ejemplo, un pescado por otro según disponibilidad y precio en la pescadería.

Para organizar este menú semanal saludable, puedes buscar información a través de internet, o bien pedirle ayuda a una persona experta. En redes sociales hay una infinidad de ejemplos que puedes tomar como pauta.

2. Batch cooking

El batch cooking es la última tendencia en cocina. Una vez hayas hecho la compra, puedes dedicar unas horas a hacer toda la comida de la semana. Sí, como lo oyes. La clave es tener claros todos los tiempos de cocinado y aprovechar al máximo el tiempo disponible.

Mientras algo está en el horno, puedes ir cociendo otra cosa. Luego, guardas todo en tuppers y puedes ir combinando ingredientes. Por ejemplo, has hecho pisto y puedes tomarlo un día con pescado y otro con pasta. Esa es la esencia del Batch cooking.

Las redes están repletas de ideas y ejemplos de Batch Cooking. Esta técnica es clave para las personas que no tienen tiempo a organizar un menú semanal y cocinar día a día, sino que prefieren dedicarle un buen rato una vez a la semana. El Batch Cooking una buena alternativa para llevar una dieta equilibrada y, además, también puedes preparar recetas con la Thermomix. 

▶️ VÍDEO: El consejo de la semana

3. Congelar alimentos

Para ahorrar tiempo, otro aliado esencial es el congelador. Si no te ha acabado de convencer el Batch Cooking, puedes optar por congelar alimentos saludables. Una de las cosas que dan más pereza y quitan más tiempo es cortar las verduras. Por eso, siempre será buena idea aprovechar una hora que tengas libre para cortar muchas verduras y congelarlas ya cortadas.

De esta forma, luego solo deberás cocinar. También puedes congelarlo directamente cocinado, y así será descongelar y listo. Otra alternativa que te sacará de más de un apuro es comprar productos congelados. En muchos supermercados encontrarás congelados geniales que son platos en sí, como relleno de fajitas, que solo deberás saltear.

4. Recetas sencillas

Si quieres probar nuevas recetas para el menú diario, opta siempre por las más sencillas. Hay blogs de cocina especializados en recetas fáciles y rápidas que te permitirán variar mucho sin necesidad de estar horas y horas en la cocina.

A veces, algunas combinaciones que no habías ni imaginado resultan deliciosas y puedes hacerlas en pocos minutos. Puedes encontrar una infinidad de recetas sencillas y saludables en redes sociales, blogs de cocina y páginas de Internet.

5. Robot de cocina

El último consejo, y muy distinto a los anteriores, es hacerte con un robot de cocina. Si crees que con los anteriores 'tips' ya te basta, este no es para ti, pero si ves que aun así no tienes tiempo, el robot de cocina puede ser tu gran aliado.

En especial, un robot de cocina es útil en épocas más frías para hacer guisos y platos más elaborados, pero hace multitud de recetas y hará que ahorres muchísimo tiempo sin echar por tierra la dieta saludable.