Dormir bien

El truco que funciona casi siempre para dormirte rápido y bien: descansa como nunca

Dormirás a pierna suelta si llevas a cabo este truco

Imagina meterse en la cama y dormirse al instante. Pues, según los especialistas, esto puede ser posible siempre y cuando pongamos en práctica este truco. Muy popular entre quienes no pueden dormir tanto como quisiesen, te asegurará conciliar el sueño de forma rápida.

Dormir bien y profundamente es posible

La calidad del sueño, como comentábamos antes, no solo se refiere al hecho de dormir durante la noche. Para que tengamos un sueño valioso, es necesario tener también un correcto funcionamiento diurno.

La mala gestión del sueño puede repercutir negativamente en nuestra vida y nuestra conducta, provocándonos fatiga, irritabilidad e incluso ansiedad. Diversos estudios han puesto en relieve el impacto del sueño sobre nuestra salud, pues han llegado a la conclusión de que la falta del mismo está relacionada con varias enfermedades.

Dormir mal
Dormir pocas horas es muy negativo para la salud | Getty Images

Sin embargo, y para evitar precisamente esto, todos deberíamos contar con un ritmo circadiano correcto. ¿Cómo podemos lograr esto? Pues la verdad, existen varias formas de hacerlo.

Los ritmos circadianos son todos aquellos cambios físicos, mentales y conductuales que siguen el ciclo del día, es decir, las 24 horas. Como podrás deducir, entran en juego diversas variables.

✅ VER LO QUE OCURRE SI DUERMES MENOS DE 7 HORAS ➡️

Las principales son la luz y la oscuridad, ya que gracias a estos estímulos podemos dormir más fácilmente. No obstante, también hay otro factor que no debemos olvidar, y es la alimentación.

Si queremos descansar correctamente, lo mejor sería optar por cenar de forma ligera. Para ello, podemos seleccionar alimentos que contengan triptófano, melatonina, calcio o magnesio.

El truco más recomendado para dormir como un bebé

Pero si hay un truco infalible y que nunca suele fallar... es el deporte. Recientemente se ha publicado un estudio que demuestra el poderoso vínculo que hay entre la práctica de ejercicio y el dormir.

El artículo científico, publicado en The Conversation, destaca los beneficios de la práctica de ejercicio de forma regular, sobre todo en aquellas personas que tienen problemas para conciliar el sueño.

Mujer durmiendo en la cama
Dormir te será más fácil si practicas deporte | Getty Images

En dicho estudio, se pudo constatar que realizar ejercicio puede tener beneficios tanto a corto como a largo plazo. Además, el metaanálisis concluyó que el deporte conduce a un mejor sueño.

Pero si hay algo a destacar, es sin lugar a dudas la duración: los investigadores comprobaron que con tan solo una sesión de 30 minutos de ejercicio aeróbico era suficiente. Este tipo de ejercicio es ideal para dormir, ya que ayuda mejor y más rápidamente a conciliar el sueño. Algunos ejemplos podrían ser salir a caminar, correr o ir en bici.

Sin embargo, los entrenamientos de fuerza y resistencia también podrían estar indicados para mejorar nuestro hábito nocturno. A pesar de que la evidencia científica es más limitada, sigue siendo igual de beneficioso.

Los beneficios de poner en práctica este hábito

Si hay algo bueno y positivo a destacar de todo esto, es que la práctica de ejercicio es ideal y funciona para todo el mundo. En este sentido, cualquier persona podría beneficiarse de él, independientemente de la edad que tenga.

Realizar ejercicio durante el día contribuye en la liberación de melatonina por la noche, algo increíblemente bueno si tenemos en cuenta que esto hace que consigamos conciliar el sueño antes.

😴 VER EL INGREDIENTE QUE TE AYUDARÁ A DORMIR MEJOR ➡️

Además, durante la práctica de ejercicio se eleva nuestra temperatura corporal, la cual disminuye y cae cuando terminamos el ejercicio. Este enfriamiento que se produce también contribuye a mejorar nuestro sueño.

Y por último, por si no fuera poco, tampoco debemos olvidar que al realizar ejercicio nuestro cuerpo libera endorfinas, o lo que es lo mismo: la hormona de la felicidad. Ahora que ya sabes esto, no tendrás excusa para incorporar este hábito en tu día a día. ¡Notarás los cambios!