Primer plano de un hombre con el dedo dentro de la oreja

Los 6 mejores remedios para evitar el dolor de oídos en el avión y volar en paz

Descubre estos trucos y viaja tranquilamente durante las vacaciones

Durante todo el año, pero sobre todo cuando llegan las vacaciones, nos entran las ganas de viajar. Depende del destino al que vayamos utilizaremos un medio de transporte u otro. Sin embargo, muchas personas se encuentran únicamente ante una alternativa, y es volar en avión.

Lo que ocurre cuando viajamos en avión

Aunque existen muchas formas para desplazarnos de un lugar a otro, hay destinos a los que única y exclusivamente podemos llegar con avión. Es por ello que muchas personas deben recurrir a él, aunque en determinadas ocasiones no lo hagan con todas las ganas del mundo.

Viajar en avión nos puede ofrecer muchas ventajas, pero tampoco es algo que esté exento de acarrearnos algún inconveniente. En este sentido, las estadísticas son claras: uno de cada tres pasajeros sufre dolor de oídos cuando vuela en avión.

Ala de avión entre nubes
Debido a la altitud y a la presión, es muy habitual que nos puedan doler los oídos | Getty Images

Este hecho, que aparentemente no se suele comentar, es mucho más habitual de lo que nos pensamos. Es algo que sufre mucha gente, sobre todo si al viajar se encuentran resfriados/as. Si ya de por sí es difícil lidiar con un dolor de oídos en casa... ¡Imagínate en un avión!

Pero si nos paramos a pensar detenidamente, todo esto tiene una explicación. Cuando el avión se encuentra volando, la presión del aire es distinta (ya que debemos tener en cuenta los miles de metros de altitud a los que nos encontramos).

Cuando esto ocurre, muchos pasajeros empiezan a sufrir cierto malestar en sus oídos. Este dolor se produce cuando se da un desequilibrio entre la presión interna del oído medio y la que existe en el entorno. Por lo tanto, si a ti también te suele afectar esta situación, a continuación te vamos a dar unos tips muy interesantes que te ayudarán a sobrellevarla.

Los mejores trucos para aliviar el dolor de oídos en el avión

Aquí tienes los mejores trucos para que no te duelan los oídos en un avión:

1. La maniobra de Valsalva

Seguramente no conozcas esta maniobra, pero se trata de algo muy sencillo y liberador para los oídos. Tan solo debes taparte la nariz y respirar con fuerza, con la boca cerrada y empujando el aire hacia la faringe. De esta forma podrás compensar la diferencia de presión, y además ayudará a que la trompa de Eustaquio se abra y se pueda contrarrestar.

Mujer con una mochila y una maleta caminado por el aeropuerto
Las personas que viajan mucho en avión suelen tener problemas | Getty Images

2. Mastica un chicle

Seguramente sea uno de los métodos más conocidos, pero su efectividad es evidente. Cuando cojas un avión procura tener chicles a mano. Realizar el gesto de masticación te ayudará a aliviar el dolor de oídos, y también a compensar la presión.

3. Descongestivos nasales

Otra de las opciones a las que puedes recurrir son los famosos descongestivos nasales. Utiliza cualquier spray antiinflamatorio media hora antes de volar. De esta forma conseguirás que los conductos que hay entre los senos paranasales y el oído medio se desbloqueen y puedan contrarrestar la presión.

4. Sueño positivo

La técnica del 'sueño positivo' consiste básicamente en provocar un bostezo. Este método suele funcionar bastante bien, ya que al realizar esta acción estaremos activando los músculos que abren la trompa de Eustaquio y la presión de nuestros oídos desaparecerá.

5. Sueño negativo

El método de 'sueño negativo' consiste en no dormir durante la última parte del vuelo. Este hecho tiene una explicación, y es que mientras dormimos se produce menos deglución. Por lo tanto, si estamos dormidos no regularemos la presión de la misma forma que si estuviésemos despiertos.

avión
El vapor es efectivo para liberar los oídos taponados | Getty Images

6. El truco de las azafatas

Si existen personas que conocen todos los trucos habidos y por haber... esas son las azafatas. Aunque son partidarias de poner en práctica medidas como la de masticar chicle, una vez se inicia el dolor de oídos es muy difícil pararlo.

Por esa razón, ellas siempre aconsejan empapar una bola de pañuelos de papel en agua caliente, depositarla dentro de un vaso de plástico y dejar este en nuestro oído. De esta forma, el vapor caliente que se desprende nos ayudará a paliar las molestias.