Cuello lleno de lunares

La regla ABCDE para detectar a tiempo un cáncer de piel en verano

Con esta regla conocerás los síntomas que te permitirán detectar el cáncer de piel, uno de los más peligrosos

Con la llegada del verano, también aumenta el tiempo que nos exponemos al sol. Es por ello importante sortear las horas de mayor intensidad solar, con el objetivo de evitar problemas como el desarrollo de cáncer de piel.

Este consejo es vital seguirlo a lo largo de cualquier temporada, pero sobre todo hay que extremar la precaución en los meses de calor. Además, otro factor clave que no podemos dejar atrás es la protección ante los rayos UV.

Regla ABCDE o 5 señales que debes tener en cuenta

En el desarrollo del cáncer de piel, la radiación ultravioleta es uno de los mayores factores de riesgo. Este riesgo aumenta, por otro lado, con gran intensidad en las personas de piel claras, menos protegidas de forma natural. Por ello, conocer estas señales podrás detectar este problema a tiempo con el fin de ponerle solución.

Una persona sosteniendo un bote de crema solar mientras se la hecha en una mano
La protección de la piel es imprescindible para evitar el cáncer de piel | Getty Images

La regla ABCDE ha sido desarrollada por parte de la Asociación Española Contra el Cáncer o AECC. Se trata de un método fácil para estar pendientes de los lunares o manchas de la piel, que nos ayudarán a saber si se puede llegar a desarrollar cáncer de piel. Estas 5 señales son vitales para evaluar nuestra piel. Y, además, son muy fáciles de ver, por lo que podrás hacerlo por tu cuenta.

1. Asimetría

En el primer caso, debes estar pendiente de los lunares y comprobar que son iguales por todas partes. En el caso de que una mitad no sea igual que la otra, debes consultar con un profesional. Esto se debe a que la mayoría de lunares son redondos y simétricos.

2. Borde irregular

Lo mismo sucede cuando el borde los lunares o manchas son borrosos, están dentados o no son iguales. De nuevo, es necesaria conocer la opinión de un experto que evalúe a fondo el problema.

3. Color

Normalmente, los lunares tienen un color homogéneo que puede ser marrón claro u oscuro. En el caso del color, hay que estar pendientes de si los lunares son blancos, rojizos o azulados, así como de color negro. Estos últimos colores deben ser analizados por un especialista.

Una mujer con muchos lunares y uno grande en medio
Estar atento ante cualquier variación de las manchas y lunares es de vital importancia | Getty Images

4. Diámetro

En cuanto al diámetro, hay que empezar a preocuparse cuando este exceda los 6 milímetros. En ese momento, también es bueno acudir a un profesional, pues los lunares tienen un diámetro inferior a 6 milímetros.

5. Evolución

Otro factor a tener en cuenta es la evolución. En el momento en el que el lunar o mancha cambia de forma o tamaño, es necesario contar con el diagnóstico de un especialista.

En cualquier caso, debes estar atento en todo momento al desarrollo de tus manchas o lunares. Para hacerlo más fácil, puedes tomar fotos de las áreas afectadas e ir analizando los cambios. Si estos se dan, será necesario acudir al dermatólogo para que pueda elaborar un diagnóstico personalizado.

Tipos de cáncer de piel y síntomas habituales

El cáncer de piel se divide en tres tipos principales. Estos son el melanoma, el carcinoma basocelular y el espinocelular. El melanoma, a pesar de ser el menos habitual, también es el más peligroso. Causa 55.000 muertes cada año en el mundo y se puede evitar protegiendo la piel del sol y revisando cualquier tipo de cambio en la piel.

Un gran lunar oscuro en la piel con un pelo encima
Una correcta protección contra los rayos del sol previene la aparición del cáncer | Getty Images

El síntoma principal sobre el que hay que estar pendiente es la variación en las manchas y lunares del cuerpo. Analizarlos con asiduidad puede marcar la diferencia para detectar el cáncer a tiempo.

Las zonas donde suelen aparecer los síntomas son el abdomen, el pecho, la espalda, la cara, orejas y el cuero cabelludo. Es decir, aquellas más expuestas al sol. Sin embargo, también se puede dar en zonas como las palmas de pies y manos.

¿Qué signos aparecen según cada tipo de cáncer de piel?

Ahora que sabes un poco más sobre los tipos de cáncer de piel, otra buena forma de detectarlos es conocer los signos con los que suelen aparecer en el cuerpo.

1. Melanoma

En el caso del melanoma, aparecerá una zona grande de color tirando a marrón con pintas oscuras. También puede ser un lunar que cambie de forma, tamaño, color o que empiece a sangrar.

Pueden ser también un signo de este cáncer las lesiones de borde irregular con partes de tonos rosas, rojos, blancos o azules. Otras veces se presenta en forma de lesiones oscuras en las palmas de pies y manos o aquellas que arden o pican.

Mujer rociándose crema solar en la palma de la mano
La crema solar prevendrá la aparición de cualquier tipo de cáncer de piel | Getty Images

Por último, puede darse como recubrimiento de las mucosas de la nariz, la boca, de la vagina o el ano.

2. Carcinoma de células basales

En cuanto al carcinoma de células basales, puede presentarse como un bulto perlado o ceroso. También en forma de lesión plana, que parecerá una cicatriz marrón o del propio color de la piel. En algunas ocasiones, aparece como una úlcera con costras o que sangra que, a pesar de que parezca que se cura, siempre regresa.

3. Carcinoma espinocelular

Por último, en el caso del carcinoma espinocelular, puede aparecer en forma de un nódulo de color rojo y firme. Otra posibilidad es que aparezca como una lesión plana cuya superficie tiene costras y textura escamosa.