Logo whatsapp
Montaje con dos imágenes de los exteriores de una tienda Dia y un hipermercado Carrefour

Carrefour y Dia, primeras grandes cadenas de supermercados en ser multadas en España

El Ministerio de Agricultura ha emitido las primeras sanciones por incumplimiento de la Ley de Cadena Alimentaria

Los supermercados llevan tiempo en el punto de mira por la subida de los precios a raíz de la guerra de Ucrania. Incluso una parte del Gobierno ha acusado a estos establecimientos de lucrarse a costa de la crisis. Las marcas, en cambio, defienden su papel en la contención de la inflación.

En pleno debate, se han anunciado las primeras sanciones firmes por el incumplimiento de la Ley de la Cadena Alimentaria. En el listado publicado por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación constan 69 empresas. Entre ellas se encuentran dos supermercados, Carrefour y Dia.

Estos establecimientos han sido sancionados por incumplimiento de los plazos de pago, fijados en un máximo de 60 días. En la lista constan dos sanciones a Dia Retail España y una a Centros Comerciales Carrefour. Este es el motivo exacto de las multas y a cuánto ascienden las cantidades.

Imagen de un logo de WhatsApp pequeñoNOVEDAD WHATSAPP: ¡Recibe GRATIS las novedades de Mercadona! Pincha aquí para entrar en nuestra comunidad de WhatsApp 

Por qué han sido sancionadas Carrefour y Dia

La Ley de la Cadena Alimentaria fue aprobada el 2 de diciembre de 2021, y su objetivo es establecer unas relaciones más justas entre los actores que participan en el proceso de comercialización de los productos. Esto incluye a los agricultores, ganaderos, industria y distribución. En este sentido, los dos supermercados que mencionamos han recibido multas por incumplimientos de la Ley.

Plano de la fachada de un supermercado DIA
Dia, uno de los supermercados sancionados | Europa Press

Dia Retail España ha sido sancionado con una multa de 3.001 euros y otra de 3.899,12, mientras que Centros Comerciales Carrefour ha recibido una sanción de 3.001 euros. Se trata de los primeros supermercados sancionados en España por incumplir la ley para unas relaciones comerciales más justas.

La mayoría de las sanciones son por no cumplir los plazos de pago, aunque también hay algunas por no formalizar el contrato por escrito. En algunos casos no figuraba el precio pactado por las partes. Y también había modificaciones justificadas del precio que constaba en el contrato.

Precio por encima de lo establecido

Entre los sancionados consta el fabricante J. García Carrión, dueño de Don Simón o Pata Negra. Ha sido multado con 9.147 euros por incumplir los plazos de pago. También Central Quesera Montesinos, que suministra los quesos de Mercadona, con 3.001 euros por no hacer constar el precio en un contrato.

Según desvela ElDiario.es, no consta ninguna sanción por haber vendido los productos a un precio más bajo del coste de producción. Esta era precisamente una de las principales razones de la Ley. El objetivo era evitar que los agricultores y ganaderos perdieran dinero con su producción.

La gran preocupación desde que estalló la crisis de los precios ha sido que no hubiera una gran variación entre el coste de origen y el precio final. De hecho, los supermercados defienden que apenas ha habido modificaciones. Y que por lo tanto son el factor esencial que ha permitido controlar la inflación.

Multas de hasta un millón de euros

La Ley de la Cadena Alimentaria nació con el objetivo de acabar con las prácticas desleales entre los productores y los distribuidores. Según el texto de la norma, se pretende “evitar la destrucción del valor en la cadena alimentaria”. Pone especial énfasis en el pago de un precio ajustado al coste de origen.

Un centro comercial de Carrefour en España con su logo azul y rojo y carros de compra
Los supermercados, en el punto de mira por la crisis | Europa Press

Según la nueva ley, “cada operador deberá pagar al operador anterior un precio igual o superior al coste de producción del producto”. Un año después de su entrada en vigor, se publican las primeras sanciones. El texto especifica que estas pueden ir desde los 250 euros hasta el millón.

Aunque el consumidor no se encuentra incluido en la norma, a la práctica sí se ve afectado por ella. Si el distribuidor tiene que pagar siempre por encima del coste de producción, el coste de venta también se encarece. A esto se le suma el contexto actual de subida de los precios.