Pensionista

Los jubilados que llegarán a cobrar hasta 3.700 € de pensión en España

El Gobierno también aumentará las pensiones máximas en nuestro país

La pensión máxima de jubilación rebasará por primera en la historia los 3000 euros en 2023. Pero dicha cuantía no se quedará ahí, ya que la intención del Gobierno sería ampliarla hasta los 3700 euros. Esto sería posible aprovechando el aumento de las bases de cotización de los sueldos más elevados.

El ministro de Seguridad Social señaló que España presenta una renta máxima para la jubilación relativamente baja respecto a otros países. Para ello, en la reforma de las pensiones estudian incorporar la eliminación del tope de las bases máximas de cotización. Esto implicaría, al mismo tiempo, un incremento proporcional de la pensión máxima.

La subida de la base máxima se efectuaría de manera gradual. El próximo año quedará fijada en los 54 000 euros anuales, que permitirá dejar la pensión más alta en los 42 830 euros.

El aumento que contempla el departamento dirigido por José Luis Escrivá podría rondar en torno al 15-20%. Y se llevaría a cabo a lo largo de un periodo amplio de 25 a 30 años. Al término de dicha fecha se elevaría la pensión máxima de jubilación hasta los 3700 euros, que serían 51 800 euros anuales.

¿Quién podría tener una pensión de 3700 euros en España?

La pensión de 3700 euros mensuales solo estaría al alcance de unos pocos. De aquellos que presenten unos sueldos más elevados. No hay que olvidar que este aumento de la prestación estaría condicionada a la subida de la base máxima de cotización.

Un hombre con camisa y corbata contando billetes de 50 euros
Solo los que tengan unos sueldos más elevados podrán optar a esa pensión máxima | Getty Images

Al término de dicho periodo se establecería en los 65 000 euros. De momento, este planteamiento se encuentra en el aire, aunque es una propuesta que tiene muchas posibilidades de salir adelante. A partir del próximo ejercicio se producirá un incremento del 8,36% de las bases de cotización tras recogerse esta medida en los Presupuestos Generales.

Lo que se pretende con ello es adaptarla al IPC. El ministro de Seguridad Social tiene previsto conservar las dos subidas. Tanto la que hace referencia al IPC como la del destope de la reforma de las pensiones desde 2024.

Las cuentas pendientes del Gobierno

El Gobierno plantea elevar tanto las bases de cotización como los años necesarios de cotización para calcular las pensiones. Sin embargo, no han sido capaces de convencer a los agentes sociales. Deberían cerrarlo antes de final de año, pero se antoja complicado dicho acuerdo.

Desde Bruselas insisten al Ejecutivo para que cumpla estas medidas que consideran básicas para equilibrar las cuentas del sistema de pensiones. Exigieron a España que sacara adelante ese objetivo en la segunda parte de la reforma. Son conscientes del enorme gasto público que implica el alza de las pensiones a partir del 1 de enero, con una subida aproximada del 8,5% al ir de la mano del IPC.

A partir del próximo año se espera que la partida destinada a las pensiones llegue a los 190 000 millones de euros. Con el aumento de las cotizaciones máximas confían en lograr una recaudación de 3000 millones de euros, que puede resultar insuficiente.

¿La solución pasa por elevar las bases de cotización?

La propuesta de incrementar las bases máximas de cotización no parece que sea una medida suficiente para equilibrar las cuentas. Los expertos estiman que se tratará de "pan para hoy y hambre para mañana", señalan a ABC.

José Luis Escrivá
El ministro José Luis Escrivá quiere que los jubilados ganen más | GTRES

Y es que estos sueldos deberán cobrar pensiones proporcionalmente más altas en el momento de su retirada. Esta subida de la recaudación implicará, además, que cuando llegue el momento el sistema tenga que afrontar un gasto mucho más alto.

Todo esto se produce en una época un tanto convulsa para las cuentas de la Seguridad Social. La hucha de las pensiones se encuentra bajo mínimos y exige soluciones inmediatas.