Imágen de una persona repostando en una gasolinera

Las gasolineras en las que más sale a cuenta repostar: Repsol, Cepsa o 'low cost'

Descubre cuáles son las gasolineras más económicas

Una vez finalizada la ayuda de 20 céntimos por litro del Gobierno, ahora debemos buscarnos la vida para encontrar el combustible más económico. Es cierto que Repsol y Cepsa continúan ofreciendo descuentos, pero deberías analizar si te merecen la pena. Sobre todo, si comparamos sus precios con los de las gasolinera 'low cost'.

Las principales firmas del sector anunciaban a finales de 2022 que mantendrían las bonificaciones de 10 céntimos a sus clientes fidelizados. La medida la ampliarán hasta el término del mes de marzo. ¿Con esta solución conseguiremos ahorrar tanto como si echáramos carburante en una de bajo coste?

NOVEDAD WHATSAPP: ¡Recibe GRATIS las novedades de Mercadona! Pincha aquí para entrar en nuestra comunidad de WhatsApp 

Para comprobarlo, en El Español han querido hacer la prueba yendo a distintas estaciones de servicio del barrio madrileño de Vicálvaro. En la gasolinera de Repsol, situada en la Avenida Daroca 336, el precio era de 1,669 euros el litro este lunes. Se le podrían reducir 10 céntimos por litro si utilizamos la aplicación Waylet. De esta manera, se pagaría 1,569 euros el litro. Al tratarse de un vehículo con un depósito de 50 litros de capacidad, llenarlo nos costaría 78,45 euros.

¿Cuánto se pagaría en Cepsa?

La siguiente visita se hizo a una gasolinera de Cepsa, en concreto a una localizada en la Avenida de la Democracia, 41. El litro de combustible ascendía a 1,679 euros, pero también podemos beneficiarnos de la rebaja de 10 céntimos con su tarjeta de fidelización.

Una gasolinera Cepsa con varios camiones y furgonetas repostando
Cepsa ofrece unos precios muy similares a los de Repsol | Europa Press

Pasaría a 1,569 euros el litro, mientras que el depósito al completo se situaría en los 78,95 euros. La diferencia en comparación con Repsol es mínima, de apenas 50 céntimos en un tanque de 50 litros.

¿Crees que resultará más rentable repostar en una 'low cost'?

En este recorrido por distintas estaciones de servicio de Vicálvaro habrá que hacer una parada en una gasolinera de bajo coste. En esta ocasión será una de Plenoil en la calle Pirotecnia, 2. El precio del combustible asciende hasta los 1,477 euros, aunque aquí no encontramos ningún tipo de descuento.

Después de llenar el depósito habrá que abonar 73,85 euros. Respecto a Repsol y Cepsa, el ahorro llega hasta los 4,6 y 5,1 euros, respectivamente a la hora de repostar 50 litros.

También se desplazan hasta Ballenoil, otra 'low cost', que a simple vista debería contar con unos precios interesantes. Sin embargo, el litro de 95 se paga a 1,557 euros, que implicaría un desembolso de 77,85 euros por llenar el depósito. Por lo tanto, sus tarifas se asemejan bastante a las de las dos principales compañías del sector.

¿Cuánto puedo llegar a ahorrar en función de la gasolinera?

Como acabamos de comprobar, resulta más rentable echar carburante en una estación de servicio de bajo coste. El ahorro respecto a las gasolineras de Repsol y Cepsa suele rondar entre los 8 y los 10 céntimos por litro. Si finalmente decidimos llenar el tanque, la diferencia sería de entre 4 y 5,1 euros en cada 50 litros.

Imágen del surtidor de una gasolinera
En las estaciones de servicio 'low cost' el ahorro es de 5 euros tras llenar el depósito | Getty Images

La elección de repostar en un sitio u otro depende de los gustos de cada conductor. Mucha gente suele decantarse por la opción que le ofrezca más confianza, así como aquella que esté más próximas a su lugar de residencia. Pero también deben tenerse en cuenta otros detalles que pasan desapercibidos.

Entre ellos están las calidades del servicio, las prestaciones que ofrezca cada estación y las posibles esperas. A ello se le unen los distintos aditivos que incorporan las compañías en los carburantes. La última palabra la tendrá siempre el usuario, que debe valorar entre la calidad o el precio. Son muchos los conductores que se resisten a parar en las estaciones 'low cost'. Sospechan que esa gasolina no les dará el mismo rendimiento a la larga.