Primer plano de una persona andando que lleva unas zapatillas deportivas grises

El ejercicio para tener glúteos como piedras en 15 días y que puedes hacer en casa

Consigue unos glúteos de infarto invirtiendo tan solo 10 minutos al día

Con la llegada del buen tiempo, una de las cosas que más preocupan es lucir un cuerpo de infarto. Una de las zonas que demandan más entrenamiento son los glúteos, también por salud. Son los músculos más grandes del cuerpo y también el área que más grasa acumula.

Por desgracia, seguir dietas milagro para adelgazar en pocos días no es la clave para conseguirlo, sino el ejercicio. Para llevar a cabo una rutina con la que obtener resultados notables, la constancia es una de las claves. Por eso, hoy te desvelamos el ejercicio más potente para conseguir lo que te propones, y verás resultados en poco tiempo...

El ejercicio perfecto para conseguir unos glúteos de infarto

El ejercicio del que vamos a hablar es uno de los más conocidos y simples que existen, y al mismo tiempo muy efectivo. Se trata de las sentadillas, ejercicio muy conocido por los amantes del deporte y del entrenamiento. Y es también el que te ayudará a moldear tus glúteos en poco tiempo de forma muy fácil.

Si eres capaz de invertir unos diez minutos cada día en hacerlas bien, podrás ver cómo tus glúteos empiezan a adquirir un aspecto más firme. Y también a elevarse.

Dos personas con ropa de deporte haciendo sentadillas
Las sentadillas son uno de los ejercicios más conocidos y efectivos | Getty Images

Para ello, lo primero que debes hacer es mentalizarte de seguir con la rutina, así como aprender a colocarte bien. Con estos dos pasos, estarás mucho más cerca del éxito.

La constancia es la clave

La clave a la hora de usar las sentadillas para endurecer los glúteos y que estos se vean más bonitos y fuertes es la constancia. Además, con este ejercicio, podrás disminuir la celulitis y el aspecto de glúteos flácidos. Por este motivo, es uno de los más defendidos por los expertos.

Sin embargo, para ver resultados en las primeras dos semanas, debes hacer sentadillas de forma regular. Invirtiendo diez minutos al día, aumentarás tus posibilidades. Olvídate de darlo todo durante un día y estar una semana sin hacer nada. Cambia tu mentalidad y apuesta por hacer un poco a diario. El esfuerzo merecerá la pena.

Una mujer haciendo sentadillas en su casa delante de un sofá
La constancia es la clave para conseguir lo que nos proponemos | Getty Images

Cómo llevar a cabo la rutina para unos glúteos fuertes

La rutina para usar las sentadillas como ejercicio clave para los glúteos no puede ser más sencilla. Ten en cuenta los siguientes consejos y comienza a hacerla en casa cada día.

1. Empieza haciendo bien las sentadillas

Lo primero que debes hacer para conseguir buenos resultados es hacer hincapié en la postura. Es decir, debes colocarte bien para asegurarte de que el trabajo lo están realizando los glúteos. Para ello, colócate de pie y separa las piernas, alineando los pies con los hombros.

Asegúrate de que tu espalda esté recta en todo momento. Después, flexiona las rodillas y comienza a bajar el cuerpo como si te fueras a sentar.

Cuando lo hagas, aguanta la postura unos segundos. Ten cuidado y no fuerces las lumbares. Para terminar, vuelve a ascender y regresa a la posición de inicio.

✅ PINCHA AQUÍ PARA VER TODAS LAS DIETAS MILAGRO DE LOS FAMOSOS➡️

2. Dedica todos los días diez minutos

Repitiendo este ejercicio de sentadillas unos diez minutos al día te asegurarás de empezar a fortalecer los glúteos. Esto es importante no solo para lucirlos más bonitos, sino también para tener una mejor postura.

Y también para que tu cuerpo esté más equilibrado. Si haces el ejercicio de forma correcta y constante, empezarás a ver resultados en quince días.

3. El número de repeticiones no importa

El número concreto de sentadillas a hacer cada día no existe. Dependerá de tu tipo de cuerpo así como de lo que aguantes. Por este motivo, lo mejor es comenzar contando los minutos y no el número.

Una madre y su hijo haciendo sentadillas al lado de la piscina
Las sentadillas son aptas para cualquier edad | Getty Images

Hay que tener en cuenta que, al principio, tu cuerpo no estará acostumbrado. Cuando vaya pasando el tiempo y ganes elasticidad, podrás hacer un mayor número de sentadillas en esos diez minutos.

Ve aumentando el peso con el tiempo

Con respecto al peso ocurre algo similar. Cuando empieces, usa tu propio cuerpo como peso: será suficiente. Una vez que pasen las dos semanas, podrás incorporar otros ejercicios e incorporar pesas u otros elementos.

Todo forma parte de un proceso. En definitiva, conseguir unos glúteos más firmes en quince días pasa por hacer sentadillas durante diez minutos. Un pequeño esfuerzo cuyos resultados merecerán la pena.