Dinero en un cajero automático.

La Agencia Tributaria abre la página para pedir el cheque anticrisis de 200 €

Los interesados ya pueden realizar algunas gestiones para solicitar la ayuda

Los interesados en solicitar el cheque anticrisis de 200 euros anunciado por el Gobierno ya disponen de página web. La Agencia Tributaria ha puesto en marcha el portal en el que se podrá pedir dicha ayuda. Este organismo será el encargado de gestionar dicha subvención que espera llegar a millones de españoles.

Este dinero está pensado para paliar los efectos de la inflación y la subida de los precios. Para beneficiarse de él habrá que cumplir una serie de requisitos, entre ellos contar con un límite de ingresos.

De momento no es posible solicitar el cheque de 200 euros. No obstante, Hacienda ya se ha puesto manos a la obra y ha habilitado una web en donde se recogen las distintas ayudas. Una de ellas hace referencia a esta subvención de 200 euros, pero también se encuentra la destinada al sector del transporte por carretera.

NOVEDAD WHATSAPP: ¡Recibe GRATIS las últimas novedades de Lidl! ¡Pincha aquí para entrar en nuestra comunidad de WhatsApp! 

Por ahora se puede acceder a la Consulta de la solicitud de ayuda de 200 euros presentada y Desistir de la solicitud de ayuda presentada. También hay un enlace para Contestar requerimientos, efectuar alegaciones y/o aportar documentos o justificantes.

¿Qué familias pueden solicitar la ayuda?

Este cheque de 200 euros se incluye dentro del tercer paquete de medidas anticrisis puesto en marcha por el Gobierno. Podrán optar a él los que tengan unos ingresos por debajo de los 27.000 euros y un patrimonio inferior a 75.000 euros. Este último, sin contar la vivienda habitual.

Una mano sujetando billetes de 50 euros con fondo gris
El cheque de 200 euros no se puede solicitar hasta febrero | Getty Images

La vicepresidenta del Ejecutivo, Nadia Calviño, desveló que no se controlará en qué se gastan los ciudadanos el dinero. En un primer momento, la ayuda estaba pensada para paliar la enorme subida de la cesta de la compra.

¿Cuándo se puede pedir la ayuda?

La mayoría de medidas para hacer frente a la crisis entraron en vigor con el comienzo del año. Sin embargo, en el caso de esta ayuda de 200 euros resulta diferente. Dispone de un plazo específico para solicitarla, y antes de contar con el visto bueno debe pasar el filtro de la Agencia Tributaria.

Después de aprobarla en el último Consejo de Ministros de 2022, apenas dio tiempo para gestionarlo todo en enero. Los que cumplan con las condiciones exigidas podrán reclamarla a partir del 15 de febrero. Habrá un plazo de un mes y medio, hasta el 31 de marzo, para tramitarla.

El proceso resultará de lo más sencillo para el contribuyente. Tan solo le pedirán que cubra el formulario de solicitud y se identifique mediante certificado digital. En principio no habrá que incorporar ningún documento.

Desde la Agencia Tributaria se ocuparán de realizar el resto. Analizarán la última declaración de la renta para comprobar si en realidad cumple con las exigencias requeridas. Para ello estudiarán los ingresos y el patrimonio de los solicitantes.

¿Cuánto tiempo se tarda en cobrarla?

Aún es muy prematuro desvelar los plazos sobre los que trabaja Hacienda para empezar a abonar dichas ayudas. Las familias tienen la obligación de facilitar el número de cuenta al hacer la solicitud para que les hagan el ingreso en ella. Será en un único pago y por transferencia.

Una oficina de la Agencia Tributaria con una trabajadora en segundo plano
La Agencia Tributaria será la encargada de gestionar la ayuda | Europa Press

Por lo visto en subvenciones anteriores, en algunos casos el periodo de pago puede partir desde los 15 días. Sin embargo, también llega a demorarse por encima de los dos meses.

Lo que sí está más claro es que desde la Agencia Tributaria emiten el pago por orden de entrada de peticiones. Los que envíen durante los primeros días el formulario cubierto, más posibilidades tienen de que les ingresen antes el dinero. Hay que recordar que quedan exentos de esta ayuda algunos colectivos. Es el caso de los pensionistas y los beneficiarios del Ingreso Mínimo Vital (IMV).